fbpx

Experimentamos con la pintura, una manualidad muy sencilla para los niños

En nuestra casa sacar las pintura es un must necesario, si no las utilizamos una vez al mes, a mis niñas yo creo que les da algo. Así que cuando encuentro una forma nueva o mejor dicho una forma en la que nosotras no hemos utilizado la pintura me la guardo para que lo podamos poner en práctica.

Este verano vi una publicación en la cuenta de Instagram de Oh Joy! con un enlace a un post de su blog que titulaban “Smushed Paint Art Project for kids!”, como puedes imaginar inmediatamente lo guardé en mis favoritos para ponerlo en práctica en uno de esos días de “Mamá…o hacemos pintura o hacemos pintura, porfiiiiisss” 😉

La verdad es que es una técnica súper sencilla, resultona y LIMPIA, porque cuando sacamos la pintura el padre de las criaturas esto en concreto lo agradece un montón. Y por cierto, es una técnica que tras investigar un poco más, es muy interesante para ponerla en práctica con niños bastante pequeños y que puedan experimentar con la pintura, las texturas y los colores.

Materiales para hacer nuestras láminas con pintura:

  • Cartulina o papel de acuarela. Que tenga grosor suficiente  para absorber un buen chorretón de pintura.
  • Pintura de varios colores.
  • Film transparente.
  • Pincel.

Paso 1. Aplicamos la pintura en la lámina

Poner pintura a por toda la hoja. En nuestro caso buscábamos un efecto como de topos de colores, así la aplicamos dispersando bolitas de pintura por toda la lámina.

Las pintura que hemos usado es la MALA de Ikea, tengo de los dos tipos, pero las fluorescentes me encantan ya que dan un colorido súper brillante y el dosificado al ser finito ayuda a que los “pegotes” sean un poco más fino y no se ponga una cantidad de pintura inmensa en ese momento de emoción máxima de los peques.

Paso 2. Ponemos el film sobre la lámina

Cubrimos con film transparente toda la superficie y la presionamos.

En nuestros caso solo hemos puesto una capa de film, pero si lo hacéis con niños pequeños, para que no haya riesgo de que se salga la pintura le puedes dar un par de vueltas a la hoja con el film.

Paso 3. Jugamos y experimentamos con la pintura

Ahora es cuestión de presionar. Lo puedes hacer con los dedos o con un pincel para ir haciendo que la pintura tome la forma que más te gusta. El pincel ayuda a que los niños no rompan el film con los dedos mientras manipulan la lámina.

Paso 4. Retiramos el film

Una vez tenemos el resultado que más nos gusta, sencillamente nos queda quitar el film transparente y dejar secar la pintura de nuestras láminas.

 

Y ahora, nuestra obra de arte, se va directa a nuestra pared de las manualidades, que con los colores tan divertidos estas láminas nos alegrarán la vista los próximos días.

Y por cierto, a las niñas ya las tengo maquinando qué poder hacer con estas láminas: un regalo especial para alguna amiga o hasta con algunos trozos hacer una manualidad nueva.

 

¿Qué te ha parecido la idea? ¿Te animáis a hacer con tus peques unas láminas súper coloridas? Comparte conmigo tus creaciones que me encantará verlas en #manualidadespintapum #pintapumers

Y si te gustan este tipo de manualidades, te animo a que descubras como hacemos en nuestra casa cuadros spin con un “escurre ensaladas” 🤣

 

Share your thoughts

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies